Gazpacho de sandía

Carmen Raya Saavedra

El tomate y la sandia contienen licopeno, un pigmento vegetal que les da su color característico. Se engloba dentro de los carotenoides. Es un potente antioxidante que nos protege frente a diferentes enfermedades cardiovasculares: protege a las células humanas del estrés oxidativo, neutralizando a los radicales libres. Nuestro organismo no puede fabricarlo, por lo tanto solo podemos aportarlo mediante la dieta. Para facilitar su absorción, es recomendable consumirlo junto a grasas, como en este caso, que le añadimos aceite de oliva. El licopeno se halla en las paredes celulares del fruto, por eso se recomienda consumir el tomate cocinado: el calor rompe las paredes celulares. También es una buena opción triturarlo como en este gazpacho, ya que de igual modo rompemos las paredes celulares y facilitamos la absorción del licopeno.

 

Ingredientes:

(para 4 vasitos)

  • 2 tomates grandes maduros (400g)
  • 2 rodajas de sandía (400g)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Albahaca fresca (6-8 hojas)
  • Pimienta
  • Cúrcuma (1/2 cucharadita)
  • Sal

 

Preparación:

Cortamos los tomates y la sandía para poder triturarlos, añadimos la albahaca, el aceite de oliva virgen extra, la cúrcuma, un poco de sal y pimienta al gusto y trituramos. Así de fácil. Podemos consumirlo directamente o dejarlo unas horas en la nevera para tomarlo bien frío. Ideal para tomar en cualquier momento del día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s